Tapa EUA-America Latina

 

Home






EVOLUCION DEL DEBATE TEORICO-EPISTEMOLOGICO
SOBRE LAS RELACIONES INTERNACIONALES

© Luis DALLANEGRA PEDRAZA *

Capítulo X

EL SISTEMA INTERNACIONAL

BAJO EL ESQUEMA DEL ESTADO-NACION

Y LA NATURALEZA DEL PODER

Contrastes

Mientras la "soberanía" se torna "obsoleta" en los países altamente industrializados, en Asia, Medio Oriente, Africa recién empieza a desarrollarse. Mientras los paises de Europa Occidental tienden a la integración, los paises de Europa del Este o del Tercer Mundo tienden a la "fragmentación" en términos soberanos 159.

Así como la soberanía crea orden y estabilidad política en los Estados, en las relaciones internacionales contribuye a la "anarquía" ya que cada Estado está preocupado por sus propios intereses.

El otro elemento que contribuye a la construcción de las naciones es el "nacionalismo", pero también favorece la anarquía internacional 160.

El tema central, en el que tiene una gran incidencia tanto la defensa de la soberanía frente a la posibilidad de la "supranacionalidad", así como la actitud nacionalista, es el de la "conducta entre las naciones", en la que tiene que ver el poder y la posibilidad de lograr los objetivos propios, por sobre los del otro.

Naturaleza del Poder

El poder es un concepto relativo, ya que, si bien puede considerárselo como la suma de capacidades, es algo más complejo que esto; también se relaciona con "otras dimensiones" que tienen que ver incluso con lo "psicológico" 161. La "capacidad" no es relativa, es una "aptitud". Se puede delimitar objetivamente.

Los aspectos psicológicos del poder se pueden ejemplificar en hechos como el de EUA y la URSS, que tienen una gran capacidad destructiva balanceada, y que mutuamente se anulan. Sin embargo, un país como el Irán del Ayatolah Kohmeini, a través de la conocida "crisis de los rehenes" mantuvo prácticamente en jaque al gobierno de James Carter durante un año, a tal punto que a éste le costó la posibilidad de la reelección y al partido Demócrata el continuar en el poder 162. Las mayores capacidades, no necesariamente implican un mayor poder 163.

La posesión de "recursos naturales" como elemento "tangible" de poder en términos de capacidad, no necesariamente es un determinante del poder. Muchos paises que carecen de recursos naturales, como Japón, por ejemplo, pudieron paliar esta carencia a través del desarrollo tecnológico. No obstante, mientras los Estados árabes y otros africanos y latinoamericanos, fueron incapaces de coordinar sus políticas petroleras hacia el mundo industrializado, sus abundantes reservas de este recurso natural no los convirtió en naciones poderosas. Pero a partir de 1973, merced a una actitud coordinada, provocaron un embargo petrolero que les dio, repentinamente, un tremendo poder en el escenario mundial, a tal punto que provocaron una gran crisis en el mundo industrializado y el inicio de una revolución tecnológica, particularmente en el terreno de lo energético. Cómo utilizan este "poder" adquirido, en este caso particular, los paises miembros de la OPEP, ya es otro tema de discusión, en el que tiene que ver cómo administran el poder para alcanzar una mayor autonomía de desempeño internacional ahora, ya no temporal y provisoria.

En esto, desde ya juega un papel muy importante la naturaleza del gobierno de los paises. Tiene que ver con la toma de conciencia de su dependencia; con el conocimiento de cuáles son las verdaderas condiciones internacionales imperantes y dónde está realmente inserto su país y, por supuesto, con un proyecto 164 de país.

También tiene que ver el "carácter nacional" o, en otros términos, la predisposición de una nación a realizarse y alcanzar objetivos de desarrollo y de mejor inserción internacional. Lo que estamos diciendo, nada tiene que ver con el "nacionalismo".

Si bien la esencia fundamental del nacionalismo es la imagen que un país tenga de su pasado y su futuro común, en determinadas condiciones, esta visión de un futuro común, se puede convertir en una "ideología", especialmente si conlleva el concepto de evolución dinámica hacia alguna utopía universal: la visión napoleónica del imperio universal, a través de la "misión civilizadora" de Francia; el entronizamiento de la raza aria en la Alemania nazi; la "misión civilizadora" de Theodoro Roosevelt, o la extensión de la democracia al mundo o su defensa, aún mediante la guerra, de Woodrow Wilson.

La ideología encubre la expansión imperialista. De acuerdo con Hans Morgenthau, es un aspecto característico de las políticas tanto nacionales como internacionales, que sus manifestaciones no se muestren como realmente son: manifestaciones de la lucha por el poder. Por el contrario, se justifican en términos éticos, legales o biológicos. Es decir: la verdadera naturaleza de la política se oculta por justificaciones y racionalizaciones ideológicas 165.

De todas formas, la realidad puede anular la ideología, toda vez que aquella se aleja de lo que ésta quiere reflejar 166. Mientras la idea y la realidad tiendan a converger 167, la ideología permanecerá como un vasto manantial de poder.

Para Morgenthau la presencia de masas ideológicas en las relaciones internacionales, implica que en el mundo hay sólo espacio para uno, y el otro debe desaparecer o ser destruido. De la misma manera las masas nacionalistas, se encuentran en la arena internacional, sosteniendo cada una su concepción del mundo, convencidas de que tienen que ejecutar el mandato de la historia.

PODER Y DESARROLLO TEORICO

La teoría está por naturaleza en contra del poder 168.

El orden es generado por los "representativos", que dentro del marco internacional son los actores que tienen más poder y pueden decidir cuales serán las reglas que predominarán. De esta manera, terminan generando el orden en nombre de todos los miembros del sistema internacional, y terminan siendo implícitamente autorizados a reprimir 169.

La "reforma" del orden, es planteada por quienes están disconformes con el estado de cosas, y para ser alcanzada requiere, o de un contrapoder suficiente 170, o cuestionar el poder y la jerarquía vigente 171.

La sanción o represión es "legitimada" por la capacidad "implícita" de reprimir por ser generador de orden 172.

El Poder Como Forma de Bien y Como Forma de Mal

No se puede hacer una división ética de lo que es el poder. Sí de la forma y el objetivo para el que uno lo aplica 173. Pero el poder sirve tanto como instrumento para lograr objetivos como para reprimir o imponer conductas.

También puede ser un instrumento de censura o de rechazo frente a lo que se considere "transgresión".

Por último se puede pensar en el poder como el instrumento para la enunciación de la ley, como discurso de lo prohibido 174.

Se presume que el "derecho" es la forma de coartar el poder. No obstante ello, requiere de "poder" para cumplir con su finalidad; sea esta la celebración de un acuerdo, la exigencia de cumplimiento de este acuerdo u otra norma, o la aplicación de sanciones por el incumplimiento.

Esto significa que el "derecho", como el "poder" no implican sólo algo "negativo", como aplicación de sanciones o represión. También implica algo "positivo", como acuerdos, logro de objetivos de mayor equilibrio social o político, de mayor justicia, etc..

No existen relaciones de poder sin "resistencia" 175.

Si la resistencia supera el marco previsible, entonces estamos frente a un proceso de "polarización" del sistema -mundial para el caso que nos ocupa- . Esto es lo que se observa en lo que denominamos "transición intersistémica" 176. No hay un sistema estable vigente, ya que el anterior se encuentra en decadencia o ha desaparecido como tal, y no existe nuevo sistema, ya que la "estructura" 177 que lo sostiene aún no existe, está en proceso de configuración, a través de lo que denominamos "polarización".

Si la resistencia se encuentra dentro del marco previsible; lo que significa que se respetan los "parámetros de cambio" para ese tipo de sistema 178, entonces nos encontramos frente al intento de reforma del sistema por parte de aquellos que se encuentran disconformes con el status que detentan.

Que se produzcan cambios o no -dentro del sistema-, depende de que la "correlación": "permisividad" a las conductas independientes frente a "capacidad" de presionar para el cambio, sea descompensada en beneficio de esta última, en un contexto en el que la "estructura" del sistema continúe vigente, sino nos veríamos frente al inicio de un cambio de sistema.

En un mundo heterogéneo y desigualitario, esto depende fundamentalmente de las estrategias que desarollen los que buscan el cambio, y del éxito de las mismas, o sus estrategias alternativas frente al fracaso de alguna de ellas.

La Mecánica del Poder

En los últimos cincuenta años -por dar un ejemplo- se ha hablado en términos de "totalitarismo" por parte de EUA para calificar al comunismo soviético, o de "clasismo" o "dominación de clases" por parte de los soviéticos para calificar al capitalismo occidental 179.

No obstante, lo importante es que cualquiera sea la forma bajo la que se represente, siempre hay una forma de "dominación", de ejercicio de poder con el objeto de mantener el dominio sobre un grupo o una región, a fin de sacar ventajas o superar al opositor (mecánica de la lucha Este-Oeste).

La "mecánica" tiene que ver con el intervencionismo directo o indirecto, la utilización de la ayuda económica, el favorecer golpes militares para tener y mantener gobiernos funcionales, o gobiernos civiles dictatoriales que son funcionales a los intereses hegemónicos; etc.

Cuando uno habla en términos de "ideología" se está o de un lado o del otro, pero no se piensa en el "costo" que se paga por subordinarse a quien maneja esa ideología, sino en el "beneficio" que el dominante nos otorga por "protegernos" de caer en las "garras" del oponente.

Cuando uno habla en términos de "mecánica", atiende fundamentalmente a las "consecuencias" que esa mecánica trae y el costo de la postergación de procesos que pueden llevar a una mayor autonomía.

Nadie aceptaría subordinarse conscientemente a un proceso que favorece el dominio, sino creyera que es el costo que se paga para el beneficio de no caer en algo peor, en el entendimiento en el que existen sólo esas alternativas, por lo que se está escogiendo la "menos mala", ya que en ese escenario, bajo ese panorama, no es posible adoptar conductas "independientes", porque la "estructura" del sistema así lo establece y lo estableció desde el momento de la "configuración" (de poder) del sistema.

Lo que hace que el poder se sostenga, que sea "aceptable", es que no pesa sólo como "potencia" que dice "no", es la creencia de que no es "represivo". En última instancia, es a través de su "discurso" 180.

Ese discurso tiene que ver con el régimen 181 de "verdad" que impera en la sociedad: los tipos de discurso que acoge y que hace funcionar como verdaderos y falsos, el modo como se sancionan unos y otros, las técnicas y procedimientos que están valorizados para la obtención de la verdad, el estatuto de quienes están a cargo de decir lo que funciona como verdadero 182.

La "verdad" está caracterizada por cinco rasgos históricamente importantes 183:

1) La verdad está centrada sobre la forma del discurso científico y sobre las instituciones que lo producen.

En lo paises del Tercer Mundo 184 el desarrollo científico es muy pobre y se le da poca o nula importancia 185. En la mayoría de los casos, las Relaciones Internacionales han sido monopolizadas por los miembros de las fuerzas armadas, que las han reducido a una mera interpretación geopolítica particularizada en el conflicto Este-Oeste y en las hipótesis de conflicto con paises vecinos.

El grado de ideologización (o anti-ideologización deberíamos decir) ha hecho que esta ciencia estuviera vedada o limitada en cuanto a su desarrollo científico por parte de personas que pudieran poner en tela de juicio las interpretaciones del "establishment".

De esta manera, las Relaciones Internacionales, así como la Ciencia Política y otras ciencias sociales como la Sociología, no tuvieron desarrollo científico en los paises periféricos, por temor por parte de la élites dirigentes, a que se pudiera escapar el control de sus manos y se desarrollaran pautas "subversivas" del orden que ellas controlaban, o creían controlar, ya que su existencia y permanencia no se debe a razones autónomas, sino a que fueron puestas o autorizadas a instalarse y apoyadas por la potencia hegemónica.

Como corolario de esto, el conocimiento de los hechos, procesos y fenómenos internacionales globales y la problemática externa de los paises periféricos son conocidos según desarrollos científicos llevados a cabo en algunos paises desarrollados; hecho que no invalida la calidad de la ciencia, pero si la limitación en cuanto a la interpretación de los fenómenos que ocurren en la periferia, las causas y su posible solución.

Manteniendo el control del conocimiento, se puede mantener el control de los paises periféricos. Esa es la verdadera dependencia, mucho más importante aún, que la dependencia material. Y hay élites funcionales a este tipo de dependencia en los paises dependientes.

Control del conocimiento y élites funcionales a ese fenómeno, son requisitos sine-qua-non para la dependencia.

También es corolario de este punto, el hecho de que los "intelectuales" no son deseables en sociedades como estas.

Cuando hablamos de intelectuales, no hablamos de intelectuales "antisociales", que usan su conocimiento contra la posibilidad de desarrollo y la movilidad social, ya que estos son tan nefastos, como la dirigencia que impide que haya un desarrollo científico en la sociedad.

2) Está sometida a una constante incitación económica y política. En otros términos, necesidad de la verdad tanto para la producción económica como para el poder político.

Que en los paises periféricos está vinculada a un esquema de dependencia económica y a una concepción política que la favorece, en cuanto a su implementación y en cuanto a la presión necesaria como para que nada ni nadie se oponga a este esquema.

3) Es objeto, bajo diversas formas, de una inmensa difusión o de información cuya extensión es relativamente amplia en el cuerpo social, a pesar de algunas limitaciones estrictas.

Esta información, desde ya, sigue los lineamientos indicados en los puntos anteriores, de manera tal de lograr, mediante su difusión, una conciencia "totalizadora" de la sociedad, como para que no haya posibilidad de que la concepción vigente tenga flancos débiles.

La forma en que los medios de comunicación masivos han evolucionado, hasta tal punto que se puede unir al planeta mediante una red de información, como ocurrió, por ejemplo, con la CNN durante la guerra del Golfo Pérsico a principios de 1991, mostrando una verdad, la que EUA quiso mostrar. Hay otros casos, como la intervención en Panamá por EUA para derrocar a Noriega; etc..

4) Es producida y transmitida bajo el control no exclusivo pero dominante de algunos aparatos políticos y económicos.

No creemos necesario tener que explicar el significado de lo dicho en este punto. Cabe tanto para la verdad planteada por una y otra cabeza de bloque en la pugna ideológica Este-Oeste, como para las concepciones económicas o los intereses de Estados y multinacionales, por dar algunos ejemplos.

5) Por último, es la apuesta de todo un debate político y de todo un enfrentamiento social: las luchas ideológicas.

En la mayoría de los casos, las sociedades periféricas viven bajo tal grado de represión, que el debate político -no hablemos de un debate ideológico, ya que sería un gran logro- es prácticamente imposible, y seguramente considerado como un hecho subversivo.

En realidad, los problemas políticos de los intelectuales, especialmente en las sociedades periféricas, no son problemas que deban considerarse en términos de ciencia/ideología, sino en términos de verdad/poder.

El problema principal, entonces, para sacar a los paises dependientes del estado en que se encuentran es, además de tomar conciencia de que se es dependiente, cómo cambiar el "régimen de producción de verdad".

Esto significaría desligar al régimen de verdad, de la hegemonía social, económica, cultural, política, en el interior de los cuales funciona, en beneficio no de la sociedad, sino de los grupos que lo controlan y a su vez, son controlados por los hegemones 186.

SOBRE EL USO INTERNACIONAL DE LA FUERZA MILITAR

Las fuerzas armadas, en el contexto militar, están vinculadas con la "amenaza", la "disuasión" y la "guerra". En todos los casos, con el objeto de influir en la conducta del oponente, o para alterar o preservar el status quo.

Las fuerzas armadas de por sí, no son sinónimo de poder militar. Ellas son un elemento para alcanzarlo. Son el medio para alcanzar tal poder en una situación particular en el que su empleo o amenaza de empleo, resulta en coerción o en la defensa o modificación del status quo. Muchas variables intervienen en todo intento por alcanzar poder efectivo 187.

Hay un camino adicional en el cual las fuerzas armadas, o la fuerza militar de una Nación puede producir poder. Cuando el Estado "A" no escoge o aún considera una política que, su temor, podría derivar en la respuesta militar por parte del Estado "B". Aún cuando el Estado "B" no haga nada en este caso, su capacidad militar reputada y voluntad para usar la fuerza ha sido, no obstante, efectiva en restringir las alternativas de "A" para la acción. Esta reputación y voluntad pueden ser políticamente efectivas 188.

La amenaza envuelve riesgos, incluyendo el riesgo del desafío o del contra-ataque por parte del Estado objeto o por terceros Estados.

Vigencia de los Objetivos que Desencadenan el uso de la Fuerza

Algunos de los objetivos, que tradicionalmente eran considerados importantes para ir a la guerra, hoy han perdido interés 189.

1) Anteriormente eran considerados como puntos importantes para la guerra, los siguientes:

El deseo de conquista territorial ha sido el motivo más poderoso para el uso de la fuerza a través de la historia.

Razones de economía o de seguridad están entre los principales factores que han empujado a los gobiernos a conquistar o defender un territorio.

Previo a la Revolución Industrial, una expansión de las posesiones territoriales, significaba más control sobre la mano de obra y los recursos naturales, fuentes de aprovisionamiento, mercados y lugares para inversión.

En décadas recientes, las élites han comprendido gradualmente, en gran parte, como resultado de la economía moderna y la educación, que la principal fuente del bienestar nacional es en última instancia doméstica; por ejemplo, ahorro, inversión, progreso tecnológico y el mejoramiento de los recursos humanos.

También comprenden que el comercio internacional y las inversiones no requieren de un control territorial. Hay un orden económico internacional -más allá de lo justo o injusto del mismo que fomenta tal intercambio. Ejemplo de ello, son Suiza, Japón, la República Federal Alemana, Suecia.

Hasta no hace mucho tiempo, la expansión y el control territorial también eran consideradas desde el terreno de la seguridad 190.

La expansión territorial significa más población, acceso seguro a recursos naturales y alimentos, que no pueden ser cortados en tiempos de guerra, y más espacio que el enemigo tiene que cruzar con el fin de alcanzar los centros de poder vulnerables 191.

Hoy en día, la población constituye un poder, más que por la cantidad o por su utilización militar, por su habilidad, por el desarrollo científico, intelectual, técnico y de creatividad.

La dependencia de recursos extranjeros durante una guerra, es importante, sólo si la guerra se extiende en el tiempo; pero aún así, existe una creciente diversidad de posibilidades de aprovisionamiento 192, incluso en forma artificial, merced al surgimiento de los "nuevos materiales" que reemplazan a gran cantidad de recursos naturales en forma más eficiente, así como a la biotecnología que puede producir incluso alimentos en laboratorio. Y en lo que hace a la seguridad territorial para evitar que el enemigo se encuentre cerca de los centros de poder vulnerables, el desarrollo de tecnología misilística 193 muestra que el alcance ha crecido, no en proporción al territorio ocupado, sino al desarrollo tecnológico.

2) En la actualidad provoca desarrollo armamentista, a) los conflictos ideológicos; b) la unificación o la liberalización étnica; c) los objetivos de establecimiento, mantenimiento o modificación del orden mundial; d) las disputas sobre el establecimiento de fronteras o disputas territoriales (caso de Israel y el mundo árabe, y gran cantidad de paises latinoamericanos; incluso el caso de Rusia y China o las Islas Kuriles entre Rusia y Japón); e) las guerras civiles y la intervención por parte de actores extraños en las mismas, con el objeto de apoyar o derrocar regímenes políticos (hay numerosísimos ejemplos sobre este caso; entre los más recientes, el caso Nicaragua con la "contra" y la presencia de tropas norteamericanas con bases en Honduras; el apoyo de EUA al gobierno en el conflicto de El Salvador; la intervención de EUA en Panamá para derrocar un gobierno que había sido anteriormente utilizado por el gobierno norteamericano; la cantidad de casos que tienen que ver con el apoyo de la URSS y Cuba en Africa; etc..); f) Una combinación de los objetivos anteriores 194.

El Valor Declinante de la Fuerza Militar

Las Relaciones Internacionales han venido experimentando -y aún continúa-, una transformación revolucionaria.

1) El balance de terror nuclear, que se presume que produce una seguridad estable, no puede utilizarse en gran escala entre Estados poderosos. Más aún, no puede utilizarse para generar "obediencia" en los paises periféricos 195.

2) Las sociedades en general, se encuentran preocupadas en resolver sus problemas domésticos económicos y sociales, de cuya solución depende el bienestar nacional; por lo que los presupuestos nacionales no pueden orientarse en la misma manera en que lo hacían con anterioridad casi exclusivamente hacia el desarrollo militar.

La forma en que paises como la URSS han entrado en una crisis que implicó su descomposición imperial y un gran atraso frente a otros Estados como Alemania o Japón, constituye un ejemplo contundente. También lo es el gran retraso económico y tecnológico de EUA provocado por el empecinamiento militarizante de gobiernos como el de Ronald Reagan y George Bush. Ejemplos múltiples lo ofrecen paises del Tercer Mundo gobernados por dictaduras militares o civiles, impuestas o apoyadas por EUA o la URSS, cuyo alto índice de represión para mantener un orden y favorecer los intereses económicos y de seguridad de las potencias hegemónicas, sumió a estos paises en el mayor atraso social, económico, tecnológico, etc.

3) La creciente y acelerada interdependencia internacional, especialmente en el terreno económico, es acompañada por el vigoroso crecimiento de fuerzas transnacionales y organizaciones, incluyendo corporaciones multinacionales; que disminuye la primacía de los gobiernos en las relaciones mundiales en favor de los actores privados, reduciendo en gran medida la importancia de las fronteras territoriales.

El clásico Estado-Nación basado en la soberanía militar, es crecientemente influido y dominado por aquellas fuerzas, a tal punto que hoy debemos replantearnos la definición de soberanía y todo lo que la acompaña, como seguridad, por ejemplo.

4) Los temas y problemas internacionales, están cada vez más vinculados con lo económico y ambiental, que genera negociaciones en las que el poder militar es irrelevante. Están más sujetas al poder económico internacional, y requiere un creciente manejo por autoridades e instituciones que trascienden las fronteras nacionales 196, no sólo como los organismos internacionales o los sistemas de integración, sino también las Organizaciones No Gubernamentales (ONG's) que crecientemente se ocupan de los intereses de grupos sociales, más allá del Estado al que pertenezcan y en creciente reemplazo de éste, que cada vez -merced al predominio del neoliberalismo- se retrotrae de sus funciones para con la Nación.

El mundo, acorde con estos conceptos, está siendo reformulado por fuerzas y visiones que generan nuevas formas de vida y relacionamiento 197.

Esto no significa que los "conflictos" se han terminado; ni siquiera que el desarrollo militar está próximo a desaparecer. El hecho de que hayan habido cambios en los causas de los conflictos, no modifica la raíz esencialmente conflictiva de las relaciones sociales, por ende, de las Relaciones Internacionales 198.

De la misma manera que la tesis que sostiene que la creciente interdependencia internacional y el crecimiento de los actores transnacionales y las instituciones, amenazan la existencia del Estado 199, tienen tanto de cierto como de postura ideológica.

Si uno se ubica en la década de los '70, los paises del Tercer Mundo tenían mayoría de gobiernos que promovían el fortalecimiento del Estado, turnándose desde ya, con gobiernos que eran impuestos por las potencias hegemónicos, y que hacían que los Estados fueran manejados en función de sus intereses económicos y de seguridad, aunque esto no apuntaba al debilitamiento del Estado como tal. Igualmente en la actualidad, se observa que, aún en el mundo industrializado, la población demanda una mayor intervención de su gobiernos en temas en los que tiene que ver el rol de Estado, pese a que se propone a los paises periféricos que abandonen esos temas y los dejen en manos del sector privado en aras de una mayor eficiencia y de una disminución de los déficit fiscales.

No cabe duda, que este fenómeno no indica que el mundo va hacia la desaparición del Estado, sino que el sistema mundial incorpora nuevos actores (no estatales) que compiten buscando la mayor ventaja para sí, lo que en el juego natural de las relaciones implica la búsqueda del debilitamiento de los otros actores 200.

LUCHA POR EL PODER EN EL EJE ECONOMICO

Cuando la lucha por el poder se centra en el eje estratégico-militar, la variable ideológica tiene preponderancia, haciendo que esta lucha se vuelva total, en el sentido de no dar lugar a una "coexistencia", sino a la existencia de uno u otro, pero nunca de los actores en pugna juntos. A su vez, las relaciones de los actores polares con los miembros de sus ámbitos hegemónicos son de muy baja permisividad a las conductas independientes, ya que no quieren dejar posibilidad de que el otro polo pueda encontrar un punto débil por el cual introducirse y avanzar para sacar ventaja.

El problema con este tipo de sistema en lo que hace a la relación polo-polo, es que la pugna no permite una victoria militar decisiva de un polo sobre el otro, particularmente por las características de la confrontación nuclear. Por lo que se definirá en el terreno económico 201, tal como ocurrió entre 1985/89.

En cambio, cuando la lucha por el poder se centra en el eje económico, la variable ideológica pierde prioridad, y la pugna entre los actores polares admite la "coexistencia competitiva". Además, las relación de los actores polares con los miembros de sus ámbitos hegemónicos está orientada a mantener y/o maximizar sus ventajas económicas, sin controles ideológicos cerrados que impidan las relaciones en "diagonal" 202.

El poder sobre los miembros hegemonizados se ejerce, fundamentalmente, a través del control de la exportación de productos, de los mercados -como espacios o a partir de la acumulación de stocks-, de los precios, de las inversiones, de los créditos, la asistencia económica, etc. 203

La asistencia económica, por supuesto, trata de hacerse en forma directa, canalizando en los organismos internacionales el mínimo indispensable para la ayuda formal. De esta manera, se aseguran un control real sobre los paises que reciben la ayuda 204.

No obstante ello, determinados paises periféricos han usado la ayuda externa para presionar y conseguir ventajas de las potencias centrales. Un ejemplo de ello ha sido Egipto durante la etapa de Nasser, que consiguió en 1956 ayuda para la construcción de la represa de Aswan. El gobierno norteamericano ofreció fondos para la construcción, pero como el gobierno de Nasser decidió reconocer a China comunista y comprar armas en Checoslovaquia, el gobierno norteamericano retiró la oferta de ayuda, lo que provocó una reacción similar por parte de Gran Bretaña y el Banco Mundial. La URSS entonces decidió ofrecer ayuda, y la represa fue construida con estos fondos 205.

En muchos casos, la ayuda otorgada a los paises periféricos, fue recibida por la élite funcional a los intereses de EUA o la URSS y considerada como "reaccionaria" por la mayoría de la población; razón por la cual, generalmente se necesitó una alta represión para que pudieran gobernar. Esto dio lugar también a un alto índice de corrupción escudado en el poder 206.

Esta "disfuncionalidad" impidió que se implementaran proyectos autonómicos, ya que las propias élites no estaban interesadas en ello. Adoptaron un discurso autonómico, tanto local, como en los foros internacionales, pero mantuvieron conductas dependientes.

En contraste, la trasferencia masiva de fondos a determinados paises del "Tercer Mundo" a partir del "impacto" OPEP, le ha quitado control y espacio de poder al mundo industrializado sobre el mundo subdesarrollado. El problema es que esta transferencia no significó el inicio de un nuevo proyecto de inserción internacional de estos paises, sino que fue prácticamente "dilapidado" debido a la corrupción y a una pésima visión de la élite dirigente.

LA LUCHA CONTRA EL COLONIALISMO

El Nuevo Nacionalismo

El gran adversario del nacionalismo es el colonialismo. Existe un "patrón de interacción" entre ambos que, comprendiéndolo, nos permitirá entender gran cantidad de conflictos que, aun hoy tienen vigencia.

En gran medida, gran parte de los paises del Tercer Mundo tiene una visión orientada hacia el anticolonialismo, más que hacia el anticomunismo, como lo pretendería EUA 207.

No obstante, la finalización de la situación colonial desde la perspectiva política (independencia) no necesariamente implica el fin de la dependencia económica, lo que da lugar a una situación "neocolonial".

Además, no necesariamente, la lucha por la "autodeterminación nacional", significa que existe una lucha por la "democracia". En realidad es más una lucha anti-colonial o anti-imperialista, que una lucha por establecer una mayor participación popular 208.

La mayoría de las nuevas naciones tienen siglos de herencia tribal, feudal o han estado sometidas a la autocracia colonial; por lo que la inclinación autoritaria del nuevo nacionalismo es coherente con su tradición histórica o con la situación colonial sufrida anteriormente. Resulta difícil esperar que una generación de independencia política pueda borrar siglos de dominación y autoritarismo. En muchos casos, la nueva élite dirigente continúa beneficiándose de la situación, por lo que continúa también con conductas autoritarias, a fin de mantener sus beneficios, respondiendo a percepciones de la realidad, que nada tienen que ver que lo que pasa en el mundo y cómo está inserto su país.

El No Alineamiento, está más vinculado con un no compromiso con el conflicto Este-Oeste, con evitar formar parte de "alianzas militares" que impliquen estar dentro del conflicto Este-Oeste, que el no tener vínculos con una u otra cabeza de bloque.

Además, los acercamientos a la URSS por parte de muchos paises 209 responde más a que la URSS no adoptó políticas coloniales en determinadas regiones asiáticas, africanas o latinoamericanas, a diferencia del expansionismo neocolonial de EUA en Centroamérica o el Caribe, o la política colonial de paises europeos en Africa, Asia o el Caribe.

En realidad, el "nuevo nacionalismo" está más influenciado por el pasado colonial de Occidente 210.

Imperialismo y Colonialismo

Imperialismo y colonialismo son términos que dictan una "relación de fuerzas" de una entidad sobre otra. El imperialismo muestra el proceso para el establecimiento de esa relación y el colonialismo se refiere a los patrones de dominación de gobierno, una vez que la relación ha sido consolidada 211.

Imperialismo y colonialismo no son monopolio de la raza blanca o de determinados paises. Forman parte de la naturaleza del hombre. Las poblaciones amarillas se han dominado durante siglos, al igual que los negros. Del mismo modo que existe un imperialismo del mundo industrializado sobre el Tercer Mundo, también existe un "subimperialismo" entre los paises del Tercer Mundo.

El germen del imperialismo también se encuentra en el "nuevo nacionalismo". Algunos paises, como Ghana, con Nkruma, al promover la creación de un movimiento "panafricano" bajo el liderato de Ghana muestran esto. Lo mismo el "panarabismo" de Nasser.

Causas del Colonialismo

a) Durante el Siglo XIX, la posesión de colonias fue el criterio principal del poder nacional. A fines del siglo pasado y principios del presente, la mitad del territorio del planeta era gobernado por potencias europeas.

b) Una segunda fuente de la expansión colonial occidental ha sido el llevar los "beneficios de la civilización y de la religión" a las áreas no europeas del mundo.

c) Una tercera causa ha sido el interés económico. El mercantilismo, la búsqueda de recursos baratos y/o de mano de obra barata.

Actividades Anticoloniales

Los representantes de los 29 paises asiáticos y africanos que participaron en la Conferencia de Bandung, (Indonesia, abril de 1955), tenían a Occidente en su mente cuando resolvieron que el "colonialismo en todas sus manifestaciones es una maldad con la que se debe acabar rápidamente".

Las Cumbres del Movimiento No Alineado, a partir de 1960 y particularmente en su primera etapa, pusieron el acento en el "anticolonialismo", ya que éste constituia uno de los principales flagelos del mundo asiático y africano.

Naciones Unidas, a través de la Asamblea General, ha sido también eje de la lucha anticolonial.

Pero la lucha anticolonial no sólo se ha planteado frente a las potencias europeas, sino también en paises como Sudáfrica, bajo lemas como la lucha contra el "apartheid", tema que también fue adoptado por el Movimiento No Alineado.

Nacionalismo y Colonialismo: Patrones de Interacción

Existen distintos tipos de nacionalismo, según la forma de reaccionar y las características del país que lo desarrolla.

  • En India y Pakistán se dio un nacionalismo influenciado por al hinduismo y la religión musulmana.

  • El nacionalismo indio tiene sus raíces en el poder de las religiones y en su cultura de "castas".

  • El nacionalismo de Ghandi es un "pacifismo".

El nacionalismo pakistano tiene que ver con la religión musulmana, de carácter monoteísta.

Sin embargo, India, con Nehru (sucesor de Ghandi) inicia inmediatamente un movimiento de corte democrático. En cambio Pakistán, sigue un criterio "autoritario" en el que su política exterior en el marco del conflicto Este-Oeste se ubica a favor de Occidente, por temor al dominio de la India.

El "anticolonialismo" tanto de India como de Pakistán no los "unió". Por el contrario, se mantuvieron separados, en el caso de Pakistán por temor a poder de la India. Además, los sectores "bengalíes" dentro de Pakistán querían independizarse, por lo que la política autoritaria tenía como fin evitar esto.

En el caso de Ghana el nacionalismo tiene un carácter tribal. Toda vez que debía decidirse un asunto, el jefe convocaba al consejo de ancianos, para discutir los aspectos del problema, aunque tomaba decisiones individualmente.

En el Medio Oriente se da un nacionalismo competitivo. Arabes contra árabes o árabes contra israelíes.

El primer caso se puede ejemplificar en el caso de Arabia Saudita y Jordania, que se opusieron al nacionalismo de Nasser. En el caso de la lucha árabes-israelí, la cosa es más evidente.

El "nuevo nacionalismo" en su lucha contra el colonialismo parece que no resulta en una "fuerza cohesiva"; sea porque se da con características distintas, o porque es de carácter competitivo.

Además, el nacionalismo termina en algunos casos siendo imperialista.

Gráfico 4

Nuevos Nacionalismos


© DALLANEGRA PEDRAZA, Luis, Evolución del Debate Teórico-Epistemológico sobre las Relaciones Internacionales, (Buenos Aires, Edic. del Autor, 1997).


Foto AutorEsta página fue hecha por: Luis DALLANEGRA PEDRAZA

* Doctor en Ciencia Política y Relaciones Internacionales (Universidad Nacional de Rosario, Argentina). Profesor y Evaluador en Cursos de Grado, Postgrado y Doctorado en el país y en el exterior.  Director del Centro de Estudios Internacionales Argentinos (CEINAR) y de la Revista Argentina de Relaciones Internacionales, 1977-1981. Miembro Observador Internacional del Comité Internacional de Apoyo y Verificación CIAV-OEA en la "desmovilización" de la guerrilla "contra" en Nicaragua, 1990. Director de Doctorado en Relaciones Internacionales, Universidad Nacional de Rosario, Rosario, Argentina, 2002-2005. Investigador Científico del "Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas" (CONICET).

e-Mail: luisdallanegra@gmail.com


159Sobre el particular ver Stoessinger, John G., El Poderío de las Naciones, (México, Gernika, 1980), particularmente el Cap. II.

160Ibidem, págs. 20-21. Cuando hablamos de nacionalismo lo entendemos como el destino colectivo de un pueblo, por medio de una interpretación común de su pasado y su futuro. Esto se evidencia actualmente en los hechos que ocurren en Lituania o Estonia, de la misma manera en que se dio en la década de los '60 en Africa. Desde ya, no debe confundirse "nacionalismo" con "autoritarismo" como se dio en los casos de Hitler, Mussolini y muchos otros.

161Por ejemplo, el poder de una nación puede depender, en gran medida, de lo que piensan de ella otras naciones, o incluso, en lo que se crea que otras naciones piensan que es.

162Ver Stoessinger, John G., El Poderío de las Naciones, (México, Gernika, 1980), págs. 25-26.

163Correlación invertida entre capacidad y poder.

164Autonómico o dependiente (con vistas a explotar al máximo esa relación de dependencia y ver, si en un futuro no lejano se puede orientar progresivamente hacia la autonomía).

165Ver Morgenthau, Hans, La Lucha por el Poder y por la Paz, (Buenos Aires, Sudamericana, 1963), págs. 81-91.

166Por ejemplo las relaciones EUA-URSS a partir de la Cumbre de Reikjavick de 1989; la "perestroika" y el "glasnost" desarrollados por el gobierno soviético de Gorbachov o la política de "modernización" iniciada (aunque luego accidentada en su aplicación) por el gobierno de China comunista.

167En esto juega un papel muy importante la "propaganda".

168Foucault, Michel, Un Diálogo Sobre el Poder, (Buenos Aires, Alianza, 1981), pág. 10. Nosotros hacemos nuestra interpretación en el marco de lo mundial de lo dicho por Foucault.

169Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., pág. 10.

170Morgenthau, Hans, habla en estos términos en Política de Poder entre las Naciones: La L<ucha por el Poder y por la Paz, (Buenos Aires, Sudamericana, 1963), ver Parte Cuarta, Cap. XI.

171Ibidem, pág. 10.

172Ibidem, pág. 12. El mejor ejemplo de lo que decimos lo da el presidente norteamericano Wilson, que reprimió e intervino en nombre de la defensa de la democracia y de la civilización.

173Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., pág. 78.

174Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., págs. 79-80.

175Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., pág. 82.

176Ver en este mismo trabajo bajo ese título.

177Ver en este mismo trabajo bajo ese título.

178El generador de este concepto -y concepción- es Kaplan, Morton, System and Process in International Politics, (New York, John Whiley and Sons, 1957). Hay una traducción al español del capítulo que trata esta temática en Hoffmann, Stanley, 'Teorías Contemporáneas sobre las Relaciones Internacionales", (Madrid, Tecnos, 1963), págs. 141-161; ver bajo el título "Especificación de Variables", lo que Kaplan llama "normas de transformación". Esto ha sido muy bien estudiado por Jaguaribe, Helio bajo el concepto de "Viabilidad Nacional" en Crisis y Alternativas para América Latina: Reforma o Revolución, (Buenos Aires, Paidós, 1972), T. 3, Cap. I. También Puig, Juan Carlos ha tratado el tema bajo el concepto de "líneas de borde intra-hegemónicas" mediante el cruce de dos variables: a) permisividad de la potencia hegemónica a las conductas independientes o contestatarias de los miembros del ámbito hegemónico, y b) capacidad de los miembros del ámbito hegemónico para tener conductas independientes o contestatarias. Ver, por ejemplo su "Doctrinas Internacionales y Autonomía Latinoamericana" (Caracas, Univ. Simón Bolívar, 1980), pág. 148 y 276. Nosotros hemos trabajado este tema en La Problemática del Orden, en (et al) "Geopolítica y Relaciones Internacionales", (Buenos Aires, Pleamar, 1981), pág. 15.

179Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., pág. 134.

180Ibidem, pág. 137.

181Nosotros hemos definido "régimen" en este trabajo. Buscarlo bajo ese título.

182Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., págs. 143 y 145.

183Ibidem, pág. 143.

184O del mundo subdesarrollado o en vías de desarrollo.

185Hablamos siempre en términos de las ciencias sociales.

186Ver Foucault, Michel, Un Diálogo..., op. cit., págs. 145.

187Ver Knorr, Klaus, On the International Uses of Military Force in the Contemporary World, en "ORBIS", Vol. 21, No 1, Spring 1977, pág. 7. Trabajo basado en Knorr, Klaus, On the Uses of Military Power in the Nuclear Age, (Princeton, Princeton University Press, 1966).

188Ver Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., pág. 6.

189Ibidem, pág. 7.

190Israel ha dado innumerables ejemplos de esto, al manejar la "doctrina de la seguridad nacional" desde la perspectiva de mantener "fronteras seguras" a partir de "intervenciones preventivas" en paises vecinos. Así lo interpreta también Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., pág. 16-17.

191Ver Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., pág. 8.

192Ibidem, pág. 8.

193Ibidem, pág. 8.

194Ver Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., págs. 9 y 17.

195Los casos OPEP, así como la Crisis de los Rehenes de Irán, son ejemplos suficientes como para mostrar lo que queremos decir.

196Ver Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., págs. 9 y 10.

197Ibidem, pág. 10.

198Ver lo tratado sobre la problemática conflictiva y la posibilidad de una paz estable y duradera en este trabajo bajo el título "La Problemática Filosófico-Política".

199Ver Knorr, Klaus, On the International ..., op. cit., pág. 22.

200No cabe duda que circunscribirse a una etapa histórica para el análisis de los fenómenos mundiales, trae como consecuencia la posibilidad de errores de apreciación. Klaus Knorr se imagina un mundo que es como el de la década de los '70, pero las circunstancias actuales (los '90) muestran orientaciones distintas. Esto no hace que uno u otro fenómeno sean el verdadero, sino que la historia sigue ciclos, que puede "recuperar" a posteriori según la conveniencia del sistema vigente. Hablamos en términos estructurales, considerando que los cambios basados en los adelantos tecnológicos o culturales, siempre se ven reflejados como tales.

201Ver Stoessinger, John G., El Poderío..., op. cit., pág. 256.

202Ver el análisis que hacemos sobre el comportamiento de los "ejes" en el contexto del orden mundial en el capítulo "Lógica y Evolución del Orden Mundial".

203Ver Stoessinger, John G., El Poderío..., op. cit., pág. 248.

204Ibídem, pág. 260.

205Ibídem, pág. 261.

206Ibídem, pág. 262.

207La derrota francesa en la batalla de Dien Bien Phu en 1954 es el hito en el surgimiento del "nuevo nacionalismo". Significó el primer encuentro militar desde la guerra ruso-japonesa de 1904.

208Este es el error de percepción de paises como EUA, particularmente, en relación a los gobiernos de gran cantidad de paises africanos, asiáticos o latinoamericanos, en los que, incluso, EUA tuvo que ver, o lisa y llanamente impuso un gobierno, que no necesariamente tuvo una conducta democrática. Ejemplos claros son Ferdinando Marcos en Filipinas, Somosa en Nicaragua, Fulgencio Batista en Cuba, etc.. También, por ello, no entendió, ni aceptó gobiernos como el de Ortega en Nicaragua o situaciones como la planteada por el FMLN-FDR en El Salvador.

209India, Egipto, Cuba, por dar algunos ejemplos.

210Características distintas tiene el nacionalismo creciente en paises de Europa Oriental, como Estonia, Letonia, Lituania, etc., en los que la URSS tuvo que ver. Sobre el tema del nacionalismo y el colonialismo ver Stoessinger, John G., El Poderío de..., op. cit., especialmente Cap. 4.

211Ibidem, pág. 102.